Fundación JR Guillén

El curso, de 80 horas de duración, incluye la realización de prácticas profesionales prestando apoyo en talleres de cocina infantiles.

Recientemente, seis jóvenes con diferentes tipos de discapacidad intelectual han comenzado la formación como monitor de ocio y tiempo libre enmarcada en el programa Solidarios Coosur, promovido por la Fundación Juan Ramón Guillén y la Fundación Randstad. El curso, que ya se había impartido en ediciones anteriores, presenta varias novedades, puesto que este año se ofrece un taller avanzado y los participantes son usuarios que realizaron el curso de iniciación. Además, incluye la realización de prácticas profesionales prestando apoyo en clases de cocina infantiles.

El programa ha sido desarrollado específicamente en función del perfil de los alumnos, usuarios de las asociaciones Albatros, Autismo Sevilla y Paz y Bien. De esta manera, se consigue que los participantes asimilen la información y fijen los contenidos con mayor facilidad. Además de conocer en qué consiste exactamente la figura del monitor de ocio y tiempo libre y las funciones a desarrollar, el curso se centra en las clases de cocina como una alternativa de ocio. Todo ello se completa con formación en prevención de riesgos en el espacio de trabajo y con sesiones de educación emocional.

Esta iniciativa es la tercera acción formativa programada para 2017 en el marco de Solidarios Coosur. A ésta se suma el curso de cocina impartido por la Escuela Superior de Hostelería de Sevilla a 15 personas con discapacidad intelectual, y el seminario sobre nutrición deportiva desarrollado en colaboración con la Fundación IDEHS y destinado al equipo de 10 atletas con discapacidad visual Minima Dreams. En total, desde la primera edición de Solidarios Coosur hasta ahora, han participado 400 personas con discapacidad de diez asociaciones.